Sí soy mega grinch

by 15:58 0 comentarios
Hoy me levanté ligeramente más grinch de lo normal, derivado de muchas situaciones que pasan en México para acrecentar mi descontento me llegó un mail sobre la influenza que me molestó (en repetidas ocasiones por varios conocidos), el cual decía: que a lo mejor es una cortina para hacer tranzas o aprobar leyes (como la de portar un consumo mínimo de droga, por la que estoy completamente a favor), pero a lo mejor no y sí es real el virus, al final el correo decía que todas son suposiciones, así que si quieres hacerle caso pues bien y si no también.

Lo que en realidad me molesta es que sean de esas cosas que si sucede algo malo, dirán “te lo dije”, y si no pasa nada dirán: pues yo dije que eran suposiciones, entonces ¿para qué chingadamadre hacen las cosas?, me recaga toda esa gente que se la pasa aventando la piedra y escondiéndose, ¿qué no son capaces de afrontar lo que dicen?

En lo personal mi postura hacia lo de la influenza es que si bien existe, fue implantada para hacer un buen negocio (nada raro en este mundo capitalista). Pienso que no se le puede dar gusto a todos, es algo simplemente imposible, siempre habrá gente que dirá que todo está planeado, otras que se creerán todo lo que se dicen unas más que serán eternamente felices sentadas frente una televisión y otras que crearan utopías de sociedades que ni empezando desde el big bang se podría hacer ya que el hombre por naturaleza piensa y cada persona siempre tendrá su propia visión (mi velda diría Niurka).

Lo peor es que no sé quien está en el hoyo: los que sólo hacen caso a la tele (con lo que les basta y son felices) o los pinches alternativointensitos (fantoches) que envían cadenas, sin aportar nada extra de ellos, sólo porque dice otra cosa y piensan que es cierto.

Personalmente me parecen más obtusos los segundos porque según ellos los medios dicen mentiras e irónicamente los citan. O simplemente, ¿será una condición humana el leer lo que a nosotros nos parece verdad?

Ojalá y las personas fuéramos capaces de afrontar lo que decimos y lo que hacemos con todas las consecuencias que conlleva, creo que eso sonó peor que utopía jaja pero mejor sigamos escondiéndonos en nuestra propia pendejez con el eufemismo del perdón, es más fácil y de seguro en 2 meses nadie se acordara.


0 comentarios:

Publicar un comentario